Universitat Rovira i Virgili

Los productos lácteos con pocas grasas y los yogures reducen el riesgo de desarrollar el síndrome metabólico

Martes, 8 de septiembre de 2015

Es el resultado de una investigación del proyecto PREDIMED y que se ha realizado con 1.868 voluntarios de entre 55 y 80 años. El síndrome metabólico es un conjunto de cuadros que incluyen hipertensión, azúcar, triglicéridos y colesterol

A pesar de que primera línea de defensa en la prevención y el tratamiento del síndrome metabólico es el ejercicio, la restricción calórica y, en consecuencia, la pérdida de peso, muchos investigadores se han interesado en entender si varios alimentos de la dieta pueden ayudar en este sentido. Por ejemplo, la literatura científica sugiere que los productos lácteos pueden ser especialmente útiles. Sin embargo, no se conocía bien de qué tipo de productos lácteos se trataba y si eran útiles en todos los segmentos de la población. Para ayudar a cerrar esta brecha de investigación, un proyecto conjunto encabezado por los doctores Nancy Babio y Jordi Salas-Salvadó, director de la Unidad de Nutrición Humana de la Universitat Rovira i Virgili y el investigador principal de la Red CIBERobn español -y los dos miembros del Instituto de Investigación Sanitaria Pere Virgili-, estudiaron a un grupo de personas mayores con riesgo elevado de enfermedad cardiovascular. Los detalles de este trabajo de investigación se encuentran al artículo que han publicado a la revista The Journal of Nutrition.

Esta investigación se llevó a cabo como parte del estudio PREDIMED (Prevención con Dieta Mediterránea) que fue diseñado para examinar el impacto del consumo de una dieta de estilo mediterráneo en la prevención de enfermedades cardiovasculares. En el estudio actual, pero, los investigadores se centraron específicamente en la relación entre la ingesta de alimentos lácteos y el desarrollo del síndrome metabólico. Se hizo el seguimiento durante una media de tres años de un total de 1.868 hombres y mujeres de entre 55 y 80 años de edad. Ninguno de los participantes había sido diagnosticado con el síndrome metabólico o enfermedad cardiovascular en el inicio del estudio, a pesar de que todos ellos tenían uno o más factores de riesgo.

Al final del estudio, casi el 50% de los participantes había sido diagnosticado con el síndrome metabólico. En comparación con los que comían una menor cantidad, las personas que habían consumido los niveles más altos de los productos lácteos eran el 28% menos propensos a desarrollar síndrome metabólico. Cuando se analizaron los tipos de productos, los investigadores identificaron los lácteos bajos en grasa, los yogures bajos en grasa, los yogures enteros y la leche baja en grasa como alimentos más protectores. Y cuando estudiaron los tipos de productos a considerar para cada una de las características de la del síndrome metabólico, el yogur y especialmente el yogur entero se asoció con un menor riesgo de desarrollar diferentes alteraciones. La relación con el consumo de queso era el opuesto: las personas que consumieron más tenían el mayor riesgo de desarrollar el síndrome metabólico durante el estudio.

Referencia bibliográfica: Babio N, Becerra-Tomás N, Martínez-González MÁ, Corella D, et. al. "Consumption of yogurt, low-fat milk, and other low-fat dairy products is associated with lower risk of metabolic syndrome incidence in an elderly Mediterranean population". The Journal of Nutrition.

Compartir

  • Twitter
  • Google+
  • Facebook
  • Linkedin

Subir

El yogur y especialmente el yogur entero se ha asociado con un menor riesgo de desarrollar diferentes alteraciones propias del síndrome metabólico.